La vicepresidenta de la República y titular de la Asamblea General, Beatriz Argimón, y el presidente de la Cámara de Representantes, Alfredo Fratti, manifestaron su apoyo a la colectividad armenia del Uruguay en ocasión del 106º aniversario del Genocidio Armenio.

Este año, la situación sanitaria ha obligado a tener que postergar una vez más la realización del acto académico que cada 24 de abril -desde hace más de dos décadas- el Consejo Causa Armenia del Uruguay organiza en el Palacio Legislativo, en conjunto con la Presidencia de la Cámara de Representantes. Por eso, los líderes del Parlamento enviaron sus “saludos virtuales” en mensajes grabados.

Argimón aseguró que, “año a año”, el Parlamento uruguayo “recuerda” el compromiso que asumió en 1965, cuando se convirtió en el primero del mundo en reconocer el Genocidio Armenio. A su entender, esa actitud se transformó en una “política de Estado” que el país “ratifica permanentemente”. “Nosotros reivindicamos esta causa como emblema de la política de Estado uruguaya”, afirmó.

“Este año, este mundo tan diferente que nos hace comunicarnos mediante pantallas nos convoca a dejarles este mensaje, para ratificar nuestra posición histórica y que ustedes sepan, como siempre, que cuentan con nosotros”, concluyó la vicepresidenta.

Por su parte, Fratti envió un “abrazo virtual fraterno” a la colectividad armenia, que describió como “una comunidad milenaria, que se remonta al tercer milenio antes de Cristo y que ha venido participando en nuestro país desde hace muchísimos años con esfuerzo y trabajo, en busca de la paz que no encontraban en su tierra”.

El titular de la Cámara de Representantes aseguró que Uruguay seguirá trabajando en “el hermanamiento de nuestros pueblos” en “años venideros”. Como señal de ese vínculo entre los dos países, mencionó el Plan NUR (One Laptop Per Child) que se implementó en Armenia y en Nagorno Karabagh desde 2012 con el asesoramiento de técnicos del Plan Ceibal.